.
0

Medidas fiscales para apoyar el sector turístico, la hostelería y el comercio: Real Decreto-ley 35/2020

La aprobación del Real Decreto-ley 35/2020, de 22 de diciembre, de medidas urgentes de apoyo al sector turístico, la hostelería y el comercio y en materia tributaria introduce nuevas normas fiscales para mitigar los efectos económicos del Covid-19.

Aplazamiento de deudas tributarias

Se podrá aplazar el ingreso de la deuda tributaria correspondiente a todas las declaraciones-liquidaciones y autoliquidaciones cuyo plazo de presentación e ingreso finalice desde el día 1 de abril hasta el día 30 de abril de 2021, ambos inclusive, de hasta 30.000 Euros y sin garantía, incluyendo algunas de las deudas tributarias que, de acuerdo con el artículo 65.2 de la Ley General Tributaria no podrían ser objeto de aplazamiento o fraccionamiento:

  • Retenciones e ingresos a cuenta.
  • Pagos fraccionados del Impuesto sobre Sociedades.
  • Declaraciones del IVA.

La persona o entidad que quiera aplazar la deuda tributaria deberá cumplir con el requisito de tener un volumen de operaciones no superior a 6.010.121,04 Euros en el año 2020.

El aplazamiento será de hasta 6 meses, mientras que no se devengarán intereses de demora durante los primeros 3 meses del aplazamiento.

Otras medidas tributarias aprobadas

Reducciones en IRPF e IVA: afecta al rendimiento neto calculado por el método de estimación objetiva en el IRPF y de la cuota devengada por operaciones corrientes del régimen simplificado del IVA, de modo que:

  • La reducción pasa del 5 al 20% sobre el rendimiento neto de módulos para la declaración del IRPF de 2020, y al 35% para actividades vinculadas al sector turístico, hostelería y comercio. De igual modo se modifican las reducciones en cuanto a la cuota anual devengada por operaciones corrientes del régimen simplificado de IVA.
  • También se reduce el número de periodos impositivos afectados por la renuncia al método de estimación objetiva en el IRPF en los ejercicios 2020 y 2021.
  • Los días en los que estuvo declarado el estado de alarma en el primer semestre de 2020 o los días del segundo semestre de 2020 en los que la actividad se hubiera suspendido como consecuencia de las medidas adoptadas para contener la situación epidemiológica no se computarán como período en el que se hubiera ejercido la actividad.
  • Se amplía el plazo para presentar renuncias o revocaciones del régimen de módulos en 2021 hasta el día 31 de enero de 2021.

Incentivos para fomentar la rebaja de la renta arrendaticia: los arrendadores que no sean grandes tenedores y rebajen la renta arrendaticia en los meses de enero a marzo de 2021 podrán deducirse dicha rebaja de la renta del capital inmobiliario en la declaración del IRPF.

Deducibilidad de pérdidas por deterioro de créditos derivados de posibles insolvencias de deudores en empresas de reducida dimensión: siempre que pasen más de 3 meses desde que venciera el crédito (anteriormente se exigían 6 meses, para poder deducirse).